CLAPTON ES DIOS

June 15th, 2015 | | BLOG | Tags: , , , | Comments

Clapton es Dios

El pasado remate de libros del mes de marzo en la explanada del Auditorio Nacional, tuvo a bien dejarme un par de autobiografías musicales que llevaba un tiempo considerando adquirir. Una de ellas era Vida, las memorias de Keith Richards (Rolling Stones) y la otra Clapton, La Autobiografía del célebre y talentoso guitarrista de blues y rock, Eric Clapton. Por cierto, las dos las conseguí un super precio que rayaba en lo absurdo.

Recién terminé de leer la segunda y debo reconocer que si bien había recibido un par de comentarios objetivos recomendándome su lectura, el resultado rebasó mis expectativas y la he disfrutado mas de lo esperado en base a dos situaciones:

La primera fue por iniciativa propia haber tomado la decisión de realizar a la par tanto el recorrido literario como el viaje musical. Fui condimentando cada capítulo leído con la escucha del disco correspondiente a esa época de la vida de Clapton. La experiencia francamente resultó deliciosa. No cabe duda que la comprensión de una obra musical se enriquece de sobremanera cuando conoces el contexto en el que se desarrolló, cuando te ves inmerso en los pormenores, en los detalles y en los porqués.

La odisea melódica comenzó con The Yarbirds, agrupación que abandonó despues de sentir traicionados sus principios blueseros, continua con su inclusión en John Mayall & the Bluesbreakers (época en la que comenzaron a aparecer en las paredes de Londres pintas con la leyenda “Clapton es Dios” en homenaje a sus habilidades musicales), su paso por dos supergrupos como Cream y Blind Faith, a este último el mismo reconoce haberlo saboteado, derivando finalmente en todo lo que vino después aunado a su exitosa carrera ya como solista.

La segunda causa de mi comunión con el libro surgió de la brutal honestidad y franqueza con la que Clapton nos comparte su vida. De forma abierta y humilde reconoce y reflexiona sobre sus “años perdidos” debido al consumo de heroína, ademas de confesarnos su cruenta lucha a dos de tres caídas para vencer al alcoholismo, lucha que hasta el momento sigue ganando. Sus mas de veinte años sobrio y la fundación de la clínica Crossroads en la isla de Antigua así lo confirman.

No podían faltar por supuesto los pormenores del triángulo amoroso que vivió junto con su amigo George Harrison y su entonces esposa Pattie Boyd. Situación que terminó dando vida e inspiración a joyas musicales como Layla, Bell Botton Blues y Wonderful Tonight.

El momento mas entrañable y doloroso sin duda la parte donde narra la muerte accidental de su hijo Conor y el como solo fue capaz de afrontar y externar ese dolor por medio de su siempre aliada, la música. De aquella desgarradora experiencia surge la conocidísima Tears in Heaven, rola que fue todo un éxito comercial sobretodo despues de el  Unplugged hecho para la cadena MTV en 1992.

Pero como dicen por ahí,  después de cualquier periodo de oscuridad viene la luz. Los últimos capítulos dejan de ser color sepia para tornarse en el relato de un hombre que logra la redención en base a un largo y duro proceso de autoconocimiento, a la elección inteligente de una pareja que rompía el molde de sus anteriores relaciones y a la ilusión que le provocan cada día sus amadas hijas.

Before you accuse me, take a look at yourself…